top of page

Aspectos a tener en cuenta al comprar una impresora

A la hora de comprar una impresora doméstica, son varias las elecciones a hacer: tinta o láser, multifunción o solo impresora, con o sin WiFi, con pantalla o solo botones, con calidad fotográfica.


Tipo de impresora


Es necesario tener bien definido qué tipo de impresora buscamos. Pensar cuál será el uso que haremos de la impresora, es decir, si será para el uso doméstico, si es para un pequeño negocio o si es para una empresa grande. De las funciones que cumplirá la máquina, dependerá si debemos elegir un modelo u otro, y por supuesto también la marca.

Por ejemplo, escoger entre la impresora de inyección de tinta o láser, y a su vez cada una de ellas viene en diferentes versiones. Para ello debemos antes analizar el presupuesto con el qué cuentas y cuánto estas dispuesto a pagar.


Tipo de tinta


Otro aspecto a considerar antes de realizar nuestra compra es, si queremos usar una impresora de chorro de tinta o una láser, porque ambos tipos tienen ventajas y desventajas una frente a la otra.

  • Impresoras por chorro de tinta: son las más económicas de todas, permitiendo imprimir a color con bastantes buenos resultados, incluso en papel corriente. Sin embargo, su principal inconveniente es que sus cartuchos se suelen secar con cierta rapidez y las imágenes y textos que imprimen suelen pecar de menor resolución y detalle que las láser.





Impresoras láser: suelen ser bastante más caras que las anteriores por chorro de tinta pero presentan algunas ventajas importantes, como el hecho que el tóner no se seca nunca, pudiendo aguantar un cartucho instalado en la impresora varios meses. Otra ventaja es que, tanto el texto como las imágenes suelen tener mejores detalles en la hoja de papel. Sin embargo, la representación del color al imprimir no suele ser el fuerte de estas impresoras.


Multifuncional o impresora simple


Hoy en día, a no ser que estemos realmente cortos de dinero, merece más la pena comprarnos una impresora multifunción que una impresora a secas. Las características adicionales que aportan este tipo de impresoras pueden hacer que ya no necesitemos tener un escáner dedicado en casa, cuando la propia impresora puede hacer las mismas funciones que dicho escáner.


Conectividad de la impresora


Si bien hace años todas las impresoras se conectaban directamente a nuestro PC, a través de un cable USB, este tipo de  conectividad es algo que cada vez menos usuarios buscan. Hoy en día, muchas impresoras llevan una tarjeta WiFi incorporada, que nos permite hacer uso de esta sin necesidad de tenerla conectada directamente a nuestro PC. Por ello, puede ser compartida por más usuarios dentro de un mismo recinto, ya sea este una casa o una oficina.


Papel


Es algo a lo que no le prestamos tanta atención a la hora de comprar pero es sumamente importante. Existen dos aspectos a analizar en este sentido. El primero es el formato de carga. Las impresoras modernas tienen una bandeja capaz de almacenar entre 50 o 100 hojas en un compartimiento cerrado para mayor comodidad y durabilidad, mientras que otras solo permiten cargar hasta un máximo de 30 hojas por la parte de arriba donde quedan expuestas y más sensibles a daños.


El segundo aspecto es relevante tanto para nuestra propia comodidad como para la preservación del medio ambiente, se trata de la impresión a doble página. Un equipo que pueda imprimir a doble cara nos ahorrará gastos en papel y es más ecológico. Con los modelos más básicos esto solo se puede hacer a mano, pero siempre es mejor que la impresora lo haga automáticamente. Igualmente debe tomarse en cuenta la velocidad de impresión.



Reparalap/Selene

13 visualizaciones0 comentarios

Comentários


bottom of page